¿No querés ser mi hermano mayor?

Hoy, que son casi las 3 a.m, antes de irme a dormir, voy a contarles una parte de toda la historia. Algunos saben que antes de volver a casa vivía en San Pedro, allá fue que creé mi primer blog

En la casa donde vivía no hubo buen trato por parte de las personas que vivían conmigo. No la pasaba muy bien que digamos. Malos recuerdos me han quedado a sobrar, pero este que voy a contar es el único recuerdo bueno que tengo. Para empezar a contar esta parte de la historia tengo que explicar cómo era mi habitación.

Mi habitación era un garage. En él había un ropero, una cama, una mesa con una guitarra, mucha ropa colgada, una mesa con porquerías que nunca se podían tocar, imágenes de vikingos, una pc, entre otras cosas.

El garage era el único lugar de la casa donde podía estar tranquila, exceptuando las noches, donde el garage se volvía oscuro y toda la decoración se tornaba terrorífica. A veces me quedaba sola de noche en ese garage y la pc era mi única compañía, ya que no conocía a nadie más en el pueblo, excluyendo la gente con quien vivía, pero como ya dije, no había buen ánimo ni buen trato.

Mientras usaba la pc, hace más o menos un año, además de hacerme el viejo blog me hice un fotolog.

En el fotolog subía algunas fotos, decía algunas boludeces y con él le firmaba a un amigo mío: Grim. Casi siempre le dejaba algún chiste en el libro de visitas, como para que se acordara de mi y de mi buen humor.

Grim, como el 99,9 % de la población mundial, tenía un primo.

Paralelamente, vaya a saber cómo Dios nos desparrama, en alguna parte de San Justo apareció una idea en la cabeza de un primo, y para la sorpresa de todos ¡En la cabeza de este primo de Grim! y esa idea fue la gran brillante idea de comprarse una pc.

Mientras este primo se compraba la pc, yo en San Pedro andaba renegando y lloriqueando como una hija de mi buena madre, casi siempre de noche cuando me quedaba sola y el garage me asustaba. Mientras yo andaba lamentando penas, a este primo se le ocurre otra idea: Crearse un fotolog.

Y así como Dios desparrama, vuelve a desparramar. Una noche como de costumbre le puse un chiste a Grim en el fotolog, pero además de leerlo él, también lo leyó su primo. Se ve que le causó gracia, que se sumó contando otro.

Recuerdo que era un chiste más pavo que el mío y me hizo reir tanto que me dolía la cara de la risa, entonces para seguir charlando, le puse otro chiste en su fotolog. El cual por supuesto fue respondido con otro chiste.

Así nos contamos chistes por medio del fotolg hasta que los chistes pasaron a ser contados por MSN. La fluídez que nos brindaba el msn nos hizo darnos cuenta a mi y a este primo de Grim que los dos eramos dos boludos, pero dos boludos con gracia. Además de esto, me hizo darme cuenta que este primo de Grim tenía cara, y en la cara tenía un par de ojos achinados.

El tiempo pasó y con él se llevó un par de noches, un par de meses, un par de problemas y un viaje de regreso a casa. El 28 de diciembre vi por última vez ese garage. En Enero vi por última vez a mi ex novio.

Cuando volví a casa me sentía bastante sola, excepto por el primo de Grim que siempre aparecía por MSN, luego por celular y luego por teléfono para contarme algún chiste. Voy a resumir los detalles de una chica que empieza a sentir cariño por el primo de alguien, así fue que un día le pedí que él se transformara en mi hermano mayor.

Siendo sincera: No me gustaba un carajo que sea mi hermano mayor. Las mujeres a veces hacemos esas pelotudeces.

Meses pasaron, hermanos éramos.

A veces había algún palazo de acá, a veces palazo para allá. Pero yo, gran bocona, ya le había dicho que sea mi hermano. Y si bien mi idea era acercarme, sin querer lo había puesto en la vereda de enfrente. A veces me resignaba a que ya la había cagado completamente y que él realmente me veía como su hermana menor. A veces hablábamos y él me veía por webcam, a veces me volvía a tirar palazos. A veces yo me ponía colorada.

Y así iba todo hasta el 27 de Mayo.

El 27 de Mayo a este primo de Grim no le funcionaba la caja de risa. Entonces no había chistes ese día, sino más bien un ánimo bastante malo, yo lo notaba cuando hablamos por teléfono y lo noté también en la ausencia de humor en el MSN.

Hablamos un rato hasta que le terminé preguntando que le pasaba, ya que la situación, además de parecerme muy extraña me estaba incomodando. Él contestó que se sentía solo.

Solo se sentía.

Yo también me sentía sola, excepto cuando pensaba en mi hermano mayor.

Me dijo también que estaba triste.

Yo también me sentía triste, sobre todo recordando como la fui a cagar pidiéndole que sea mi hermano.

Mientras pensaba todo esto, mi hermano estaba ahí, solo y triste.

Continuó diciendo que se sentía mal porque extrañaba tener alguien a quien querer, a quien mimar y sobre todo alguien que lo quisiera y lo mimara. En síntesis. Lo que este primo de Grim quería era lo que yo quería darle.

Recuerdo no saber como carajo encarar la situación, porque yo era su hermana, pero más o menos como quien no quiere la cosa le empecé a insinuar que él era un chico lindo, simpático, agradable, en fin, empecé a enumerar las cosas que me gustaban de él, como para que se de cuenta. Como la conversación se empezó a volver un círculo de esas cualidades, utilicé la herramienta que me había llevado hasta esa cercanía.

"Chino ¿No te querés casar conmigo? En vez de ser tu hermana, sería tu esposa. Te prometo que te voy a mimar y cuidar"

Este 27 de diciembre van a ser 7 meses del día que ese primo de Grim dijo que si. Hace casi un año yo no tenía ganas de reir y le contaba chistes a mi amigo para tratar de hacerlo, hasta que llegó un chino contando chistes también.

Vaya a saber cómo rayos pasa todo esto.

Yo lo único que puedo decir hoy, a las 4.05 a.m. es una sola cosa.

Te amo Chino.

Gracias por haberte quedado conmigo hasta tarde contando chistes cuando yo le tenía miedo al garage, gracias por haberme adoptado como hermana aunque tampoco te gustaba un carajo la idea, gracias por aconsejarme como hermano y decirme "ese pibe no te conviene", gracias por escucharme, por quererme, luego por amarme. Gracias por hacerme feliz.

Y gracias por decirme que sí, que querías casarte conmigo, porque los dos sabemos que -al igual que el ¿querés ser mi hermano mayor? - era mi manera de pedirte que te acerques a mi.

8 comentarios:

Luis Cain Nosferatu dijo...

Que linda historia, mas porque el señor don chino estuvo siempre a tu lado, ay ay ay, me pone mimoson esto jajajaja, te mando un beso enorme carito, cuidate mucho y nah, se te quiere por acá, mua!!!




ATTE:


YO


osea



LUIS

Lic_jasper dijo...

La verdad que me dio mucha ternura el post, la historia en si...
Para otro momento queda contar esa mala estadia que relatabas, pero podes decir que alguien te saco un poco de aquella tiniebla y soledad que describis, justamente bajo el techo de un garage!

SANTIAGO dijo...

no se que cornos hacías en ese garage de terror, pero sea como sea puede haber resultado una de la mejores cosas que te hayan pasado en la vida.

Anónimo dijo...

Que lindos recuerdos... ese 27 de mayo me hiciste el hombre mas feliz del mundo!
Ya van a ser 7 meses de que estamos juntos y fueron los meses mas hermosos de toda mi vida!
Me haces muy feliz Carolina... y verte feliz a vos me llena de alegria.

Sos todo para mi, mi vida...

Te amo con toda el alma.

(obviamente soy el Chino :P)

quichicientos dijo...

me encantó este post... tiene como toda la frescura
saludos para ustedes chicos, y que cumplan muchos más

SANTIAGO dijo...

ahora se porque hace unos posteos somos todos caretas menos el chino. y yo que pensé que tenías canje con algun supermercado asiático.

Pupolina dijo...

Gracias chicos por la buena onda! y Santiago: Sos un hijounalagrampu :p

SANTIAGO dijo...

pupolina: dice mi mamá que muchas gracias, y que a todo le pongas mucha hellmanns (y dice la negra que si se te pasa el peceto de navidad, que le pongas mas hellmanns todavia).

Con la tecnología de Blogger.

Club VIP